/ lunes 28 de octubre de 2019

Por un Mexicali sin contaminación

Prisma


La noticia -aunque no es nueva- no deja de ser preocupante, máxime cuando observamos que las autoridades -de los tres niveles- dan la impresión de no atender en la forma adecuada el grave problema que consigna: “Los mexicalenses respiramos diariamente aire contaminado”, que según expertos dañan su salud en forma importante.

La situación ha llegado a tal grado que nuestra ciudad capital ocupa el nada honroso primer lugar “de ser una de las más contaminadas del país”, aunque algunos estiman que Mexicali podría ser la más contaminada del mundo. Sin embargo, de acciones eficientes realizadas por el gran número de dependencias gubernamentales para remediar tal situación, poco o nada se sabe.

Lo único que sabemos es el funcionamiento de un monitor instalado por el Ayuntamiento de Mexicali con el propósito de medir los índices de contaminación que afectan a residentes de diversas zonas de la ciudad, que últimamente han registrado un aumento. Por cierto, la contaminación más alta se viene registrando en la zona poniente de la ciudad capital, cuyos residentes han comentado a este escribiente y que cada día son mayores los daños graves que el fenómeno está causando en la salud de sus residentes.

Se quejaron además de la ausencia de acciones de las autoridades correspondientes -que son muchas, por cierto- entre ellas las responsables de velar por la salud de los cachanillas y las ecologistas responsables de enfrentar el problema.

Cada atardecer, dijeron, las partículas contaminantes caen sobre esa populosa zona, causando serias enfermedades de tipo respiratorio sin que nadie haga algo para evitarlo, de manera particular a niños y personas de la tercera edad.

¿Causas de la contaminación? Los especialistas dicen que son muchas, entre éstas la falta de pavimento en varias colonias populares; también es señalada la planta vehicular y el funcionamiento de ciertas industrias, cuyos dueños lo niegan rotundamente.

Por cierto, todos coinciden en que los mayores índices de contaminación en la zona poniente son generados por una empacadora de carnes y una fábrica de papel para techo. La primera realizando una labor social, tratando de remediar, mientras la segunda, la más influyente, de plano soslaya el problema. También están involucradas dos generadoras extranjeras de energía eléctrica.

Ante tal estado de cosas, es de esperarse que las nuevas autoridades -estatales, federales y municipales-brinden la atención urgente y eficiente que reclaman miles de mexicalenses, implementando programas efectivos. Así lo reclaman los cachanillas por el bien de su salud.

Prisma


La noticia -aunque no es nueva- no deja de ser preocupante, máxime cuando observamos que las autoridades -de los tres niveles- dan la impresión de no atender en la forma adecuada el grave problema que consigna: “Los mexicalenses respiramos diariamente aire contaminado”, que según expertos dañan su salud en forma importante.

La situación ha llegado a tal grado que nuestra ciudad capital ocupa el nada honroso primer lugar “de ser una de las más contaminadas del país”, aunque algunos estiman que Mexicali podría ser la más contaminada del mundo. Sin embargo, de acciones eficientes realizadas por el gran número de dependencias gubernamentales para remediar tal situación, poco o nada se sabe.

Lo único que sabemos es el funcionamiento de un monitor instalado por el Ayuntamiento de Mexicali con el propósito de medir los índices de contaminación que afectan a residentes de diversas zonas de la ciudad, que últimamente han registrado un aumento. Por cierto, la contaminación más alta se viene registrando en la zona poniente de la ciudad capital, cuyos residentes han comentado a este escribiente y que cada día son mayores los daños graves que el fenómeno está causando en la salud de sus residentes.

Se quejaron además de la ausencia de acciones de las autoridades correspondientes -que son muchas, por cierto- entre ellas las responsables de velar por la salud de los cachanillas y las ecologistas responsables de enfrentar el problema.

Cada atardecer, dijeron, las partículas contaminantes caen sobre esa populosa zona, causando serias enfermedades de tipo respiratorio sin que nadie haga algo para evitarlo, de manera particular a niños y personas de la tercera edad.

¿Causas de la contaminación? Los especialistas dicen que son muchas, entre éstas la falta de pavimento en varias colonias populares; también es señalada la planta vehicular y el funcionamiento de ciertas industrias, cuyos dueños lo niegan rotundamente.

Por cierto, todos coinciden en que los mayores índices de contaminación en la zona poniente son generados por una empacadora de carnes y una fábrica de papel para techo. La primera realizando una labor social, tratando de remediar, mientras la segunda, la más influyente, de plano soslaya el problema. También están involucradas dos generadoras extranjeras de energía eléctrica.

Ante tal estado de cosas, es de esperarse que las nuevas autoridades -estatales, federales y municipales-brinden la atención urgente y eficiente que reclaman miles de mexicalenses, implementando programas efectivos. Así lo reclaman los cachanillas por el bien de su salud.

domingo 12 de julio de 2020

Exigen reapertura de tribunales

lunes 06 de julio de 2020

¿Quién apoyará a desempleados?

lunes 29 de junio de 2020

Hablando de reelecciones

domingo 28 de junio de 2020

Ayuntamiento apoyará a productores

lunes 22 de junio de 2020

Complicidades en CESPT

domingo 21 de junio de 2020

Piden facilidades fiscales por Covid-19

lunes 15 de junio de 2020

¿Eliminados diputados de lista?

lunes 08 de junio de 2020

Deudas bancarias, ¿otra pandemia?

Cargar Más