/ lunes 19 de agosto de 2019

HRW urge a FIFA a investigar directivos del futbol afgano en caso de abusos

El presidente de la Federación Afgana de Futbol ha sido expulsado tras hallarle culpable de abusos el Comité Ético de la FIFA

Human Rights Watch (HRW) urgió a que la FIFA responda con mayor rapidez a las denuncias de abuso sexual, físico y psicológico presentadas por jugadoras de la Federación de Futbol de Afganistán, y a que establezca medidas para proteger a las supervivientes y testigos.

"El presidente de la Federación Afgana de Futbol ha sido expulsado tras hallarle culpable de abusos el Comité Ético de la FIFA", apuntó la directora de iniciativas globales de HRW, Minky Worden, en un comunicado.

"Sin embargo, lo que realmente pone a prueba las políticas de derechos humanos de la FIFA es si el deporte es seguro para mujeres y niñas en Afganistán, y ellas no estarán seguras hasta que todos los agresores, incluyendo las personas que lo permiten, sean expulsados", aseveró.

HRW pidió además que todos los oficiales de la Federación Afgana de Futbol (AFF) aparentemente responsables del abuso sexual de jugadoras sean investigados por el fiscal general del país, y juzgados en el caso de que se encuentren pruebas suficientes.

"Las jugadoras, entrenadores y delatores se han arriesgado muchísimo los tres últimos años recolectando pruebas y enviando quejas por escrito a la FIFA contra poderosos líderes de la AFF, incluyendo el presidente de la federación, Keramuddin Karim", explica el texto.

El pasado mes de junio, estas quejas llevaron a que Karim fuera suspendido de por vida y multado con un millón de dólares por el Comité Ético de la FIFA, aunque no ha sido detenido pese a que el fiscal general de Afganistán emitiera una orden de arresto, denuncia HRW.

Además, señala, la FIFA aún no ha llevado a cabo una investigación de todos los oficiales de la AFF que podrían estar implicados en el caso de abusos sexuales.

Los llamamientos de HRW se unen a la carta enviada este mes por la entrenadora del equipo nacional femenino de Afganistán, Kelly Lindsey, en la que señala al presidente de la FIFA, Gianni Infantino, que la organización aún no ha abordado la "cultura de abusos" a manos de oficiales de alto cargo.

Entre ellos, agresiones sexuales a jugadoras, algunas de ellas de 14 años, perpetradas entre 2013 y 2018 en la oficina del presidente de la federación afgana y en concentraciones en Jordania en febrero de 2018.

Human Rights Watch (HRW) urgió a que la FIFA responda con mayor rapidez a las denuncias de abuso sexual, físico y psicológico presentadas por jugadoras de la Federación de Futbol de Afganistán, y a que establezca medidas para proteger a las supervivientes y testigos.

"El presidente de la Federación Afgana de Futbol ha sido expulsado tras hallarle culpable de abusos el Comité Ético de la FIFA", apuntó la directora de iniciativas globales de HRW, Minky Worden, en un comunicado.

"Sin embargo, lo que realmente pone a prueba las políticas de derechos humanos de la FIFA es si el deporte es seguro para mujeres y niñas en Afganistán, y ellas no estarán seguras hasta que todos los agresores, incluyendo las personas que lo permiten, sean expulsados", aseveró.

HRW pidió además que todos los oficiales de la Federación Afgana de Futbol (AFF) aparentemente responsables del abuso sexual de jugadoras sean investigados por el fiscal general del país, y juzgados en el caso de que se encuentren pruebas suficientes.

"Las jugadoras, entrenadores y delatores se han arriesgado muchísimo los tres últimos años recolectando pruebas y enviando quejas por escrito a la FIFA contra poderosos líderes de la AFF, incluyendo el presidente de la federación, Keramuddin Karim", explica el texto.

El pasado mes de junio, estas quejas llevaron a que Karim fuera suspendido de por vida y multado con un millón de dólares por el Comité Ético de la FIFA, aunque no ha sido detenido pese a que el fiscal general de Afganistán emitiera una orden de arresto, denuncia HRW.

Además, señala, la FIFA aún no ha llevado a cabo una investigación de todos los oficiales de la AFF que podrían estar implicados en el caso de abusos sexuales.

Los llamamientos de HRW se unen a la carta enviada este mes por la entrenadora del equipo nacional femenino de Afganistán, Kelly Lindsey, en la que señala al presidente de la FIFA, Gianni Infantino, que la organización aún no ha abordado la "cultura de abusos" a manos de oficiales de alto cargo.

Entre ellos, agresiones sexuales a jugadoras, algunas de ellas de 14 años, perpetradas entre 2013 y 2018 en la oficina del presidente de la federación afgana y en concentraciones en Jordania en febrero de 2018.

Local

Fechas del proceso de inscripción

Los resultados se dan a conocer a partir de la cuarta semana de enero de 2020

Local

Cae primera nevada en sierra de BC

La primera tormenta invernal de la temporada ocasionada por el frente frío número 16

Local

Ligan a "Kiko" con gasolinera corrupta

gasolinera que está siendo investigada por contar con un software que simulaba la venta de gasolina

Finanzas

SCT ocupa al Ejército como brazo constructor del gobierno

Para cumplir con la austeridad, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes le asignará carreteras, puertos, ferrocarriles y otras obras

Sociedad

Dimite cónsul en Las Vegas por escándalo sexual

En su carta de renuncia asegura que se confirmó que la acusación fue por un disgusto de carácter escolar

Sociedad

”Encontramos una Lotería Nacional en quiebra”: Ernesto Prieto Ortega

Los gobiernos anteriores dejaron una Lotería Nacional (LN) en “quiebra’’, en 11 años no generó recursos, una institución que de 2008 a la fecha acumuló un déficit de cinco mil millones de pesos

Finanzas

Empresarios promueven más etanol en gasolinas

El uso de etanol está prohibido en las ZM de Guadalajara y Monterrey y en la CdMx

Sociedad

AMLO condiciona reunión con los LeBarón

La familia LeBarón señaló que tienen la intención de reunirse con López Obrador para despejar dudas en torno al crimen

Deportes

Soles visita a los alumnos de su academia

Visitaron a los alumnos de su academia para convivir y ser parte de sus entrenamientos.