/ jueves 18 de julio de 2019

GUSTO POR EL AZÚCAR: Dulce y mortal adicción

La energía que no es gastada, se almacena, la cual se acumula como grasa en nuestro cuerpo

Aquellos alimentos que tienen altos niveles de azúcar pueden llegar a generar una adicción, siendo que esta suele darnos la sensación de que nos despierta y nos mantiene más alertas. Para el doctor César Medrano Pérez, quien es especialista en bariatría, uno de los grandes problemas que se tienen que afrontar hoy en día es que la industria se ha encargado de hacer productos con altos niveles de azúcares, lo cual vuelve más complejo poder llevar a cabo un buen plan de alimentación y mantener una buena salud. Abundó que el cerebro vive de dos componentes, siendo éstos el oxígeno y la glucosa; en donde esta última tiene la característica de dar la sensación de nos despierta, lo cual muchas veces la gente lo asocia a sentirse feliz o en general de supuesto bienestar.

Ante esto el médico advirtió que hay alimentos que no tienen mucho volumen, sin embargo la cantidad calórica que contienen pueden llegar a ser demasiado, incluso llegando a una cantidad similar a las calorías que debería de ingerir una persona en un solo día. Dio el ejemplo que existen rebanadas de pastel que pueden llegar a tener alrededor de 1 mil 800 calorías, lo cual sería la cantidad que requeriría una persona de 70 kilos en un solo día.

“En una rebanada de pastel te comes todas las calorías que requiere tu cuerpo en un día y eso no es lo único que vas a consumir”.

Ser delgado no implica ser saludable

De manera errónea muchas personas creen que alguien físicamente significa tener salud, pero esto no significa que se esté manejando el azúcar de manera normal.

La energía que no es gastada, se almacena, la cual se acumula como grasa en nuestro cuerpo, por lo que se debe de mantener un equilibro entre las calorías que se consumen y las que se gasten. Explicó que todos los tipos de alimentos que consumimos empiezan su trayectoria a través de la boca, después llega al estómago, posteriormente al intestino, para después absorberse mediante la metabolización, convirtiéndose ésta en energía y en glucosa.

Mientras ya consumimos el alimento y éste se convirtió en glucosa, para que pueda pasar a las células, se necesita que también el páncreas libere la insulina, aunque muchas veces es tanto la azúcar consumida que llega un punto en que el páncreas ya no puede hacerlo por sí solo. “Es como una ‘llave’ que permite pasar la glucosa a la células y que sean funcionales, pero el páncreas a veces pueden sobrecargar y hacer que la cantidad de insulina no sea suficiente para que esta azúcar alcance a entrar a su cuerpo”. En cualquier persona, pero sobre todo en los niños es importante identificarlo a tiempo, en donde las primeras indicaciones de que está consumiendo mucha azúcar es el padecimiento llamado acantosis nigricans, el cual hace que se vuelva oscura la piel del cuello, las ingles y las axilas.

“Significa que ya no es suficiente la cantidad de insulina que está formando nuestro cuerpo”. Aquí también es importante tomar en cuenta que hay pacientes que se emocionan porque bajaron de peso aun cuando no cambiaron su forma de comer o no hicieron ejercicio, dado que podría ser que están sufriendo un cuadro de diabetes, lo cual hace que bajen de peso de manera repentina. “Puede ser que no está permitiendo que se gaste los niveles de azúcar en la sangre y empiezan a sacarse el azúcar que esta guardada en la grasa y yo les checo el azúcar a mis pacientes y les encuentro que se encuentra elevada”.

Las recomendaciones

El médico bariatra recomendó acudir con un especialista en nutrición para aprender a elegir los alimentos que son una mejor opción para mantener una vida saludable, al cual no se tiene que visitar con tanta regularidad, ya que el objetivo es educarse a comer mejor. Medrano sugirió siempre revisar la cantidad de calorías que consumimos en las etiquetas, comparar cuáles son las opciones disponibles de alimentos y consumir aquellas que contengan menor cantidad de calorías.

“Que acudan con el especialista, puede ser el bariatra, el médico, el nutricionista que son los encargados de no decirles qué es lo que deben de comer, sino enseñarles la manera de escoger cuál es una buena alimentación”. Finalmente, dijo que existe la Guía Alimenticia para la Población Mexicana, en la cual se pueden consultar cuántas calorías tiene cada alimento.

Aquellos alimentos que tienen altos niveles de azúcar pueden llegar a generar una adicción, siendo que esta suele darnos la sensación de que nos despierta y nos mantiene más alertas. Para el doctor César Medrano Pérez, quien es especialista en bariatría, uno de los grandes problemas que se tienen que afrontar hoy en día es que la industria se ha encargado de hacer productos con altos niveles de azúcares, lo cual vuelve más complejo poder llevar a cabo un buen plan de alimentación y mantener una buena salud. Abundó que el cerebro vive de dos componentes, siendo éstos el oxígeno y la glucosa; en donde esta última tiene la característica de dar la sensación de nos despierta, lo cual muchas veces la gente lo asocia a sentirse feliz o en general de supuesto bienestar.

Ante esto el médico advirtió que hay alimentos que no tienen mucho volumen, sin embargo la cantidad calórica que contienen pueden llegar a ser demasiado, incluso llegando a una cantidad similar a las calorías que debería de ingerir una persona en un solo día. Dio el ejemplo que existen rebanadas de pastel que pueden llegar a tener alrededor de 1 mil 800 calorías, lo cual sería la cantidad que requeriría una persona de 70 kilos en un solo día.

“En una rebanada de pastel te comes todas las calorías que requiere tu cuerpo en un día y eso no es lo único que vas a consumir”.

Ser delgado no implica ser saludable

De manera errónea muchas personas creen que alguien físicamente significa tener salud, pero esto no significa que se esté manejando el azúcar de manera normal.

La energía que no es gastada, se almacena, la cual se acumula como grasa en nuestro cuerpo, por lo que se debe de mantener un equilibro entre las calorías que se consumen y las que se gasten. Explicó que todos los tipos de alimentos que consumimos empiezan su trayectoria a través de la boca, después llega al estómago, posteriormente al intestino, para después absorberse mediante la metabolización, convirtiéndose ésta en energía y en glucosa.

Mientras ya consumimos el alimento y éste se convirtió en glucosa, para que pueda pasar a las células, se necesita que también el páncreas libere la insulina, aunque muchas veces es tanto la azúcar consumida que llega un punto en que el páncreas ya no puede hacerlo por sí solo. “Es como una ‘llave’ que permite pasar la glucosa a la células y que sean funcionales, pero el páncreas a veces pueden sobrecargar y hacer que la cantidad de insulina no sea suficiente para que esta azúcar alcance a entrar a su cuerpo”. En cualquier persona, pero sobre todo en los niños es importante identificarlo a tiempo, en donde las primeras indicaciones de que está consumiendo mucha azúcar es el padecimiento llamado acantosis nigricans, el cual hace que se vuelva oscura la piel del cuello, las ingles y las axilas.

“Significa que ya no es suficiente la cantidad de insulina que está formando nuestro cuerpo”. Aquí también es importante tomar en cuenta que hay pacientes que se emocionan porque bajaron de peso aun cuando no cambiaron su forma de comer o no hicieron ejercicio, dado que podría ser que están sufriendo un cuadro de diabetes, lo cual hace que bajen de peso de manera repentina. “Puede ser que no está permitiendo que se gaste los niveles de azúcar en la sangre y empiezan a sacarse el azúcar que esta guardada en la grasa y yo les checo el azúcar a mis pacientes y les encuentro que se encuentra elevada”.

Las recomendaciones

El médico bariatra recomendó acudir con un especialista en nutrición para aprender a elegir los alimentos que son una mejor opción para mantener una vida saludable, al cual no se tiene que visitar con tanta regularidad, ya que el objetivo es educarse a comer mejor. Medrano sugirió siempre revisar la cantidad de calorías que consumimos en las etiquetas, comparar cuáles son las opciones disponibles de alimentos y consumir aquellas que contengan menor cantidad de calorías.

“Que acudan con el especialista, puede ser el bariatra, el médico, el nutricionista que son los encargados de no decirles qué es lo que deben de comer, sino enseñarles la manera de escoger cuál es una buena alimentación”. Finalmente, dijo que existe la Guía Alimenticia para la Población Mexicana, en la cual se pueden consultar cuántas calorías tiene cada alimento.

Local

Suben los precios de los combustibles por alza del petróleo

Aseguran que a corto plazo no se reflejará en un aumento de los productos básicos

Local

Modifican temporalmente horarios de oficinas estatales

La atención al público será de lunes a viernes de 8:00 a 16 :00 horas

Local

Eventualmente definirán montos de licencia sanitaria: Canirac

Reconocen enojo del sector restaurantero; buscan recaudar con las justificación del Covid-19

Sociedad

Megarecorte paraliza la atención a víctimas

Álvarez Icaza conmina a la Corte a no dejar de emitir sentencias para reparar el daño por falta de recursos

Finanzas

Aeropuertos deberán restringir el acceso a acompañantes

La medida es parte de la nueva política establecida por la Agencia Federal de Aviación Civil para mitigar los riesgos de contagio

Sociedad

Jaime Cárdenas hereda 14 mil juicios en Indep

El titular del Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado, dijo que AMLO le encargó tener un fin social

Sociedad

Las adicciones en la era del confinamiento

La OMS recomendó no canalizar las emociones a través del consumo de sustancias como alcohol, cigarro o estupefacientes, pues es una forma de engancharse

Política

Proponen crear figura de Ombudsman digital

El magistrado del TEPJF, José Luis Vargas Valdez, afirmó que se debe acercar la justicia a las personas

Sociedad

Monreal propone agilizar trámite de solicitudes de protección para periodistas

Destacó que la labor periodística y de defensa de derechos humanos es peligrosa y arriesgada para quienes la ejercen